Tomi Misser y Misha Sekulova, los integrantes del Team Škoda We Love Cycling en duo mixto para la Titan Desert 2021 se quedaron a las puertas del triunfo. Todo iba bien hasta la quinta etapa a una del final. Un error de Misser dio al traste con todas las aspiraciones, pero su video asumiendo el fallo nos enseña mucho más que una victoria.

A la Titan Desert se va a competir, claro. Por eso es una carrera. Pero dependiendo del nivel también a disfrutar y a ser finisher y superar el reto del desierto, que ya de por sí es una aventura. En el caso de Misser y Misha el objetivo era hacerse con la clasificación de duo mixto. Por un lado un ciclista experto en mil batallas y por el otro una ciclista valiente y que ya conocía el desierto.

Hasta la quinta etapa, cuando todo se torció, había que dar muchos pedales. No solo en la Titan Desert, sino también en las semanas y meses de entrenamientos previos. La prueba estaba prevista para mayo de 2021 y se aplazó a octubre. Muchos esfuerzos encaminados al podio.

La participación del duo Mixto Škoda We Love Cycling arrancó con un segundo puesto en la primera jornada, que discurrió por las montañas de Boulmen Dades con casi 2000 metros de desnivel y la subida del Škoda Challenge como puerto más duro. Al día siguiente en la etapa reina, con 130 kilómetros y más de 2.600 metros de desnivel igual resultado, cerca de los primeros puestos. Después llegaban la etapas Maraton, en las que tienes que llevar todo lo necesario encima.

Al dia siguiente en la meta de a Erg Chebbi vivieron el momento más feliz de la carrera. Triunfo a las puertas de desierto en una jornada dura de 130 kilómetros y liderato.

Las opciones al triunfo de Misha y Misser se perdieron por una decisión técnica de Tomy. La quinta etapa la habían acabado en cabeza y conservando el liderato, pero si respetar una de las normas de la carrera. La Titan obliga en la etapa de navegación, cuando tienes que tomar decisiones de por donde vas en mitad de las dunas y del desierto, a pasar por todos los puntos de control de hidratación. La norma se cambió hace unos años y el propio Tomy creia que no era necesario. Se saltaron el último y al llegar a meta recibieron la sanción, que les impedía luchar por el liderato.  El vídeo de Tomy, que podeis ver más arriba, asumiendo su error, demuestra que los valores están por encima de la victoria.

Sin opciones por la general para el último día quedaba pelear por la etapa. Porque en la Titan no te puedes rendir aunque ya no tengas opciones de ganar. Cambio de mentalidad para seguir dando pedales con un objetivo diferente y disfrutar de la aventura del desierto.

ŠKODA CHALLENGE Y ŠKODA ADVENTURE

La primera etapa estrenó el Škoda Challenge, un puerto en el que el primer clasificado, tanto masculino como femenino, ganaron un minuto de bonificación en la general. Curiosamente, los primeros en cruzar el arco del puerto fueron los vencedores de etapa y consecuentes líderes, Konny Looser y Ramona Gabriel.

El suizo Looser mantendría el liderato hasta el final y solo Haimar Zubeldia, que acabó segundo, pudo ponerle en algún problema. Los otros dos favoritos, Josep Betalú y Roberto Bou, que en la primera etapa ya se quedaron sin opciones pro un pinchazo el primero y una caída el segundo. En chicas el triunfo final sería para Ariadna Ródenas, que también se llevó la última etapa. Como curiosidad, tanto Looser como Ródenas eran debutantes en la Titan.


Y si la Titan Desert 2021 ya es de por sí una prueba complicada de superar, si lo haces en la categoría Škoda Adventure el asunto hace más difícil todavía. Tienes que acabarla sin asistencia, es decir, tu te encargas de arreglar la bici, llevar las herramientas necesarias, estirar y cuidar tus piernas… y la organización solo te lleva un cajón con un peso determinado en el que debes prever todo lo que vas a necesitar. Menos horas de descanso y más cansancio acumulado entre etapas.

El resultado es que solo siete de los doce participantes que se atrevieron con el reto Škoda Adventure consiguieron acabar la Titan Desert. El triunfo fue para Josep Ito, por delante de Alexandre Escudero y Jesús Valladares. El primero empleó casi 30 horas para superar los 643 kilómetros de la Titan Desert 2021, mientras que el séptimo clasificado 10 más, hasta las casi 40 horas.