Después de su cuarto Giro de Italia con el  Omega Pharma-Quick Step, el ciclista checo Frantisek Rabon cambió su bicicleta de carretera por  la de montaña. Con la fuerza y la experiencia de un ciclista profesional, acabó segundo en la Cape Epic 2014 en Sudáfrica junto a su compañero de equipo Christoph Sauser. El año pasado, Frantisek se convirtió en embajador de la nueva carrera de etapa llamada Masiv, que se celebró en su país natal, la República Checa, y que ganó una gran popularidad porque los participantes se desplazaban de etapa en etapa a través de un tren que también funcionaba como un hotel móvil para dormir. Estos 6 consejos de Frantisek pueden ayudarle a sobrevivir a una carrera de BTT por etapas.

1. Elige al compañero adecuado

La mayoría de las veces por razones de seguridad, las carreras por etapas están diseñadas para equipos de dos ciclistas que pueden apoyarse mutuamente en caso de que ocurra algo durante la etapa. Sin embargo, eventos tan complicados como Cape Epic suelen ser un desafío incluso para las amistades más grandes. No se trata sólo de lo buenos amigos que sois y de lo que haríais el uno por el otro, sino, lo que es más importante, de cómo estais igualados en términos de rendimiento. Si un corredor es mucho más fuerte que el otro, la carrera resultará en un inconveniente mutuo. Mientras que el ciclista mejor entrenado tendrá que estar esperando constantemente, el otro terminará exhausto y totalmente desmotivado. “Si estás a punto de participar en una carrera por etapas de cuatro días como las 4 islas de Croacia o Masiv en la República Checa, te sugiero que lleves a tu amigo de antemano a un campus de entrenamiento de 4 días para ver si podeis ir al mismo ritmo. De esta manera sabrás mejor su estado de forma que en un entrenamiento de un día”, dice Frantisek.

Los ganadores del equipo Topeak-Ergon Racing, el alemán Robert Hennen (L) y el checo Kristian Hynek (2-L) celebran después de la séptima etapa de la carrera anual de ciclismo de montaña ABSA Cape Epic, Ciudad del Cabo, Sudáfrica, el 30 de marzo de 2014. Los favoritos de la carrera, Meerendal Songo Specialised Christoph Sauser de Suiza (3-L) y el checo Frantisek Rabon (R-2) quedaron segundos. La carrera por etapas de varios días se conoce como el “Tour de Francia” del ciclismo de montaña y ve a 1.200 corredores recorriendo 720 km en 7 días. La carrera incluye a los mejores corredores profesionales del mundo junto con ciclistas aficionados.

 

2. Regular cambios, cambiar cadenas…

“Los corredores del Tour de Francia tienen todo el apoyo de un equipo de mecánicos, pero no hay ayuda del exterior cuando te metes en problemas en una carrera de BTT. Tuve que aprender a reparar una cadena rota y un neumático pinchado lo más rápido posible”, recuerda Frantisek. Su capacidad para corregir defectos o averías en el recorrido puede que no le ayude a ganar la etapa, pero, al menos, puede que le ayude a no llegar fuera de control

3. Levantarse temprano

Las salidas tempranas son otra característica notable de los rallys de BTT. “Mientras que la mayoría de las etapas del Tour de Francia despegan alrededor del mediodía, en algunos eventos de BTT, la salida está programada para las cinco de la mañana, lo que te saca de la cama a las cuatro de la mañana. Téngalo en cuenta cuando haga un plan de entrenamiento y organice algunas rutas por la mañana temprano, como por ejemplo, antes de salir para el trabajo”, dice Frantisek.

4. Guarda fuerzas

Dado que la carrera consta de varias etapas individuales, debe centrarse no sólo en afrontar cada etapa, sino tratarla como una carrera continua. “Siempre debes mirar hacia adelante y pensar en lo que viene después. Antes de la etapa difícil, es mejor que disminuyas un poco la velocidad y ahorres energía, sin embargo, antes de la fácil, puedes esforzarte más para ganar segundos preciosos”, sugiere Frantisek y comenta que el cansancio causado por cada etapa no sólo se suma al del día anterior, sino que funciona como si se multiplicara.

5. Entrenamientos duros para correr fácil

Frantisek quedó alucinado después de que se le dijera que debería haber participado en Cape Epic formando un equipo de dos miembros con el suizo Christoph Sauser, que ganó la medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Sydney 2000. “Al final la decisión tuvo sentido para mí, ya que en el Tour hay que trabajar duro durante tres semanas, mientras que el Cape Epic dura sólo siete días. Sin embargo, no subestimamos el entrenamiento, ya que habíamos empacado todo lo que necesitábamos y nos mudamos a Sudáfrica durante un par de semanas para acostumbrarnos a las condiciones locales. La inversión de tiempo valió la pena. Si Christoph no hubiera tenido problemas técnicos durante la carrera, podríamos haber luchado por la victoria general”.

6. Diviertete

Cuando eres un profesional no es fácil relajarse y olvidar todas las obligaciones, pero para el participante aficionado el objetivo principal debe ser la diversión. Como Frantisek ya está retirado de las carreras profesionales, ahora puede disfrutar de todos los aspectos de las competiciones. “Competir en equipos de dos es una gran idea, ayuda a compartir la alegría del viaje y hace que la carrera sea una experiencia inolvidable”.