ŠKODA logo

Más resistente que una bici de carretera y mucho más rápida que una bici de montaña. Las bicis Gravel (o de grava) son una opción interesante para los ciclistas que no solo quieren asfalto.

Independientemente del país en que te encuentres, es probable que haya muchas carreteras de servicio a tu alrededor fáciles de abordar en tu bici de carretera de a diario. El problema es que la mayoría de estas carreteras llenas de emoción te destrozarán la dirección, te golpearán las ruedas y te dejarán agotado agotarán, además de convertir la subida o baja de una pendiente en un entretenimiento resbaladizo y peligroso. En otras palabras, por más pelis de acción que veas, en tu bici de carretera habitual no podrás moverte por todas partes. ¡Entra en el mundo de las bicis Gravel!

La primera pregunta es cuál es la rama familiar de estas bicicletas, de las que sin duda habrás oído hablar mucho desde hace unos meses. Por decirlo fácilmente, una bici Gravel es una combinación de bici de carretera (feliz en asfalto) y una bici de ciclocross (feliz en barro). Como de costumbre, la idea viene de EE. UU., donde el monte está plagado de miles y miles de pistas inéditas, concebidas para ayudar a los camiones de bomberos a moverse por bosques remotos. Son caminos demasiado técnicos para una bici de carretera, pero demasiado rápidos para una de ciclocross.

Pistas estrechas y apacibles, caminos de granja, gravilla, adoquines molidos, asfalto… Lo que sea. Es una máquina capaz de desplazarse por múltiples superficies y mantener el confort. Su adaptabilidad, versatilidad y robustez la hacen perfecta para hacer el trayecto hasta el trabajo, un paseo tranquilo o una ruta más atrevida; es una bici de entrenamiento fantástica para el invierno, o simplemente puede ser esa bici que se atreva con cualquier terreno que intentes probar. ¿Cómo la distingues de una bici de carretera común, de la cual deriva parcialmente?

GEOMETRÍA

La geometría es más relajada que la de una bici de carreras. El tubo de dirección suele ser más alto y el ángulo de la dirección es más inclinado para una conducción más relajada (menos movida que una bici de carretera y menos sensible a las secciones fuera pista más técnicas que una ‘crosser’). El eje pedalier está un poco más bajo que el de una bici de ciclocross. Las bicis Gravel también están diseñadas con una batalla más larga, de modo que son estables en la carretera y al pasar por una superficie impredecible, como la grava, ofrecen una estabilidad y un confort añadidos en largas distancias.

El tubo superior un poco inclinado ofrece una mayor altura de pie, que es útil al apearse, mientras que los tubos de dirección más altos de lo que cabría esperar en una bici de cross o carretera permiten un mayor confort en una posición de pedaleo más erguida.


FRENOS DE DISCO
Todas las bicis Gravel incorporan frenos de disco. Estos frenos, en especial los hidráulicos, ofrecen más potencia, lo que aporta mayor confianza al conducir fuera pistas y es útil en condiciones mixtas. Con lluvia o barro, sabrás apreciar sus óptimas prestaciones.

NEUMÁTICOS MÁS GRANDES

Al eliminar la mordaza del freno se puede diseñar fácilmente un cuadro y una horquilla capaces de llevar neumáticos más grandes. La idea de los neumáticos más grandes no solo redunda en una mayor comodidad en caminos irregulares y llenos de baches, sino también, gracias a su diseño, en un mayor agarre al suelo.

OJALES ADICIONALES

Muchos fabricantes equipan las bicis con ojales para incorporar portaequipajes o guardabarros. Eso significa que podrías construirte la bici perfecta para el invierno o para ir a trabajar, o añadir un portaequipajes para salir de paseo.