¿El ciclismo corre de verdad por tus venas? ¡Entonces quizá te plantees hacerte un tatuaje en clave ciclista! Por más difícil de soportar que sea el dolor, el resultado muchas veces merece la pena. Mira los diez tatuajes que hemos reunido para inspirarte. ¿Te gustaría tener uno de estos? ¡Dinos cuál!

Su esqueleto obviamente parece un eje de rueda. Por qué no, ¿verdad?
Un corazón sin cadenas. ¡Déjame ser como soy!
El gen ciclista es fuerte y potente.
¡Atrevido! ¿Tu amor por la bici llega así de lejos?
Pedalea con orgullo. Sí. Seguro que no se arrepiente de este.
Nosotros nos vemos tatuándonos este.
¡Sigue empujando!
¡Darwin veía la evolución así! Seguro…
Si tú crees que la imagen de tu bici es fantástica, lo es.