Para circular en bicicleta, y en especial por un carril bici, es importante tener también un poco de “elegancia”. Hay ciertas normas de etiqueta para circular por un carril bici en España, que es importante conocer y poner en práctica para no pasar por un ciclista sin modales.

 

Respetar la prohibición de no circular con dispositivos móviles o auriculares

A todos nos han enseñado que escuchar música con los cascos mientras otra persona nos habla es de mala educación, ¿verdad? Pues al circular por un carril bici en España ocurre lo mismo.

Resulta irrespetuoso y además inseguro para ti y el resto de los ciclistas, circular con los auriculares puestos, ya sea que vayas escuchando el tema del verano o respondiendo la llamada de tu madre diciendo que sí que irás a por el pan. Este es un NO rotundo. Si estos motivos no son suficientes, incumplir esta norma te puede costar hasta 200€ de multa.

 

Leer las señales a tiempo

Debes estar atento a las señalización viaria en el carril, y a las preferencias de paso cuando las haya. Para esto es importante que vayas concentrado en el camino y si ya conoces la ruta, adelántate a la señalización que encontrarás.

Otra manera cortés de actuar es utilizar tus brazos para anticipar con gestos a los otros ciclistas, los movimientos que estás por hacer.

 

Circular por tu sentido del carril

Sabemos que el carril bici es una vía que puede tener uno o dos sentidos (ida y vuelta), por lo cual la primera norma de etiqueta sería circular por el sentido en el que vas y no ocupar el otro. Queda como un gesto de muy mal gusto que te puede hacer ganar las miradas de desaprobación de los otros ciclistas.

Fotos: València en Bici

Del mismo modo, al parar en un cruce de carriles con semáforo es indispensable que te quedes en el lado derecho, incluso cuando haya ciclistas delante tuyo y no venga nadie.

 

Respetar los límites de velocidad

Sólo puedes circular a un máximo de 45 kilómetros por hora, no obstante, deberás respetar siempre la velocidad límite establecida. Es decir que si el límite de velocidad es de 30 km/h no puedes sobrepasar hasta los 45 km/h.

Pero como en muchos aspectos de la vida, toda responsabilidad conlleva también una ventaja, y en este caso es que los ciclistas no tienen la obligación de circular al menos al 50% como mínimo de la velocidad establecida, sino que pueden circular por debajo.

 

Hacerte visible y circular por donde toca

Es fundamental que, especialmente en las noches, seas perfectamente visible en bici y cuentes con el equipamiento adecuado: luz delantera blanca y luz trasera roja. Todo ello permitirá que los otros también puedan adelantarse a tus movimientos y tener en cuenta que estás allí.

Huelga decir, pero lo señalaremos, que las aceras están reservadas exclusivamente para los peatones, con lo que circular en bici por ellas sólo está permitido cuando no vayamos montados en ella. Este punto es de especial importancia, pues es una de las actitudes que peor imagen dan al colectivo ciclista en España y que más se nos echa en cara.

 

Recuerda, las normas de etiqueta para circular por un carril bici en España son una señal de elegancia, respeto y aprecio por ti mismo, por los demás ciclistas y por todo tu entorno.

 

¿Echas en falta alguna otra norma? ¡Compártela en los comentarios!